Inicio / Exposiciones / La Fundación CajaCanarias inaugura en su Espacio Cultural La Palma una exposición dedicada a la obra de Carmen Arozena

La Fundación CajaCanarias inaugura en su Espacio Cultural La Palma una exposición dedicada a la obra de Carmen Arozena

La muestra, comisariada por Luisa Navarro, reúne veinticuatro piezas realizadas por la artista santacrucera en el periodo comprendido entre 1944 y 1962, antes de su prematuro fallecimiento

El montaje expositivo estará abierto al público, con carácter gratuito, hasta el próximo 5 de noviembre. Toda la información y horarios, ya disponibles en www.cajacanarias.com

La Fundación CajaCanarias ha inaugurado ayer lunes, 12 de septiembre, en su Espacio Cultural La Palma (Plaza de España, 3. Santa Cruz), la exposición dedicada a la obra de Carmen Arozena, una muestra integrada por veinticuatro piezas -pinturas y grabados- realizadas por la artista palmera en el periodo comprendido entre 1944 y 1962, antes de su prematuro fallecimiento. El montaje expositivo estará abierto al público, con carácter gratuito, hasta el próximo 5 de noviembre en el siguiente horario: lunes a viernes, de 10:00 a 13:30 y de 17:30 a 20:00 horas, y sábados de 10:00 a 13:30 horas. Toda la información se encuentra disponible a través de www.cajacanarias.com.

El acto de inauguración contó con la presencia de Manuel Rodríguez Fuentes, patrono de la Fundación CajaCanarias; Miriam Arozena, sobrina de la artista y cesionaria de las obras que componen la muestra; Luisa Navarro, comisaria de la exposición; y Francisco Oliver González, directivo de la Fundación CajaCanarias, que remarcó en su intervención la justicia artística que supone la conformación de esta propuesta expositiva, en tanto en cuanto reivindica la relevancia de la creadora palmera, fundamental para acercar al público una obra con sello propio en el campo del vanguardismo durante el siglo pasado.

La denigración más profunda la sufre la mujer, en cuerpo y espíritu. Con este terminante pensamiento resume Carmen Arozena (1917-1963) una parte importante del motor que impulsaba su vida y su obra; mostrar la falta de libertad y el dolor físico y mental del ser humano y, especialmente, el de las mujeres. Denunció las reticencias que aún existían en muchos sectores de la sociedad española de mediados del siglo XX al acceso de las mujeres al estudio y el trabajo, considerando esta actitud una forma de fomentar la prostitución del cuerpo y del espíritu.

Definida por ella misma como expresionismo metafísico, su obra es, en síntesis, la confluencia de las dos disciplinas artísticas en las que trabajó: la pintura y el grabado. Ella representa un brillante ejemplo de esa nueva figura que surge en el siglo XX, la del artista que confecciona y estampa sus grabados. Más aun, su talento vanguardista y creador no sólo puso su trabajo en sincronía con lo que se hacía en Europa y América, sino que la llevó a desarrollar un singular procedimiento de estampación, conocido como el Método Arozena.

Su universo creativo, impregnado de tintes visionarios, está lleno de símbolos y otras referencias a diferentes filosofías y caminos espirituales, expresados con una rotundidad escalofriante, sobre todo en sus óleos. Defendía con firmeza su faceta de pintora que, en ocasiones, se veía eclipsada por el carácter vanguardista de su obra gráfica. Prueba de ello es que no le agradaba que la calificaran exclusivamente como grabadora.

Carmen Arozena

Nacida en Santa Cruz de la Palma, a los once años se traslada con su familia a Madrid y allí comienza, en 1936, los estudios en la Escuela Superior de Bellas Artes, que reanudará tras el paréntesis de la Guerra Civil y finalizará en 1949. Entre 1955, año que realiza la primera exposición individual, y 1963, año de su fallecimiento, participa en numerosas exposiciones colectivas, bienales y concursos en el extranjero como la V Mostra Internazionale di Bianco e Nero de Lugano o el Concurso Hispano Americano Femenino de Grabado y Dibujo celebrado en Bolivia. En nuestro país, obtiene la 3ª Medalla de la Sección de Grabado en la Exposición Nacional de Bellas Artes de 1960 y un segundo premio en el XI Salón de Grabado celebrado en 1961.

En 1957 recibe una beca para estudiar en París, en el Atelier 17, con S. W. Hayter, maestro de obligada referencia en la historia del grabado del siglo XX, con quien colaboraron artistas como Picasso, Miró, Matta, Yves Tanguy, Max Ernst, André Masson o Jackson Pollock, entre otros. En el Atelier 17 graba cuatro planchas abstractas, tendencia que abandona a su regreso a Madrid, justificando su permanencia en la figuración por la necesidad de sentir sensaciones concretas ante los cuadros.

En la sala Arte al día, de la Embajada de España en Francia, realiza su segunda exposición individual entre enero y febrero de 1958. La tercera muestra individual tuvo lugar en la Sala Abril en febrero de 1963, donde expone las obras elaboradas con su método de estampación. Pocos días después de clausurarla fallece por causa de una afección bronquial, a la edad de 45 años.

Didáctica Despertares CajaCanarias

La Fundación CajaCanarias, como parte de la programación didáctica para el curso escolar 2022-2023, invita a la comunidad educativa de Canarias a participar en el programa de visitas guiadas que, con ocasión de la exposición Carmen Arozena, realizará a través de su programa Despertares CajaCanarias. Las solicitudes de participación ya se encuentran disponibles a través de www.cajacanarias.com.

Los escolares a partir de 4º ESO y Bachillerato, gracias a esta herramienta formativa dispuesta por la Fundación CajaCanarias, podrán acercarse de una manera didáctica y con espíritu de sensibilización educativa al proceso creativo de la artista palmera, con especial detenimiento en su técnica de realización de grabados.