Inicio / Artes escénicas / Llega al Cuyás la galardonada ‘Proyecto Fausto’
Más información y venta de entradas, clic aquí

Llega al Cuyás la galardonada ‘Proyecto Fausto’

La obra, con la que Delirium Teatro celebra 35 años sobre los escenarios, se representa los días 17 y 18 en el recinto del Cabildo grancanario y fue una de las más premiadas en los Réplica de 2018

Narra desde el punto de vista de sus mujeres la tragedia de los ocupantes del barco que en 1968 desapareció misteriosamente entre El Hierro y La Palma 

Las Palmas de Gran Canaria, 9 de enero de 2020.- El Teatro Cuyás acogerá próximamente dos funciones de ‘Proyecto Fausto’, propuesta de marcado carácter canario de la compañía tinerfeña Delirium Teatro que cumple 35 años sobre los escenarios.     

El montaje, que ha sido presentado por su director,
Severiano García Noda, y por el autor del texto, el palmero Antonio Tabares, junto al director artístico del Cuyás, Gonzalo Ubani, se basa en una historia real: la misteriosa desaparición de un barco que, en 1968, cubría la ruta entre El Hierro y La Palma con tres pescadores y un pasajero a bordo.

En este caso, la historia, de la que puede verse un adelanto en http://www.teatrocuyas.com/portal2014/modules.php?mod=portal&file=ver_evento2&id=407, es contada a través de la voz de cuatro mujeres (Irene Álvarez, Lioba Herrera, Carmen Hernández y Soraya González del Rosario) condenadas a la soledad de quien espera, a la angustia de no conocer la verdad y al dolor de la pérdida. Son las mujeres del Fausto cuyos mismos sentimientos viven en la actualidad miles, incluso millones, de seres humanos a lo largo y ancho del mundo.

La obra, que cuenta con la colaboración del acordeonista Pablo González Pérez, se representa en el teatro del Cabildo los días 17 y 18 de enero a las 20.30 horas, y sus entradas se encuentran a la venta a través de los canales habituales con que cuenta la Fundación Canaria de las Artes Escénicas y de la Música de Gran Canaria: la taquilla y la web del Teatro Cuyás, www.teatrocuyas.com.

 Entre sus galardones, cinco Premios Réplica 2018, otorgados por la Asociación de Empresas de Artes Escénicas de Canarias, en las categorías de Mejor Texto Teatral, Mejor Dirección, Mejor Actriz, Mejor Espacio Escénico y Mejor Iluminación.         

El proyecto

Explican sus responsables que el origen del proyecto se halla en el mar. “Buscábamos hace tiempo historias que tuvieran relación con el mar. El océano como condicionante del carácter insular, pero a la vez como vehículo para abordar temas como la emigración, el exilio o el desarraigo”, según Antonio Tabares, para quien “la representación escénica del mar, además, nos plantea importantes retos creativos y técnicos a la hora de afrontar la puesta en escena”.        
En esa búsqueda “encontramos un apasionante episodio real que de inmediato capturó nuestra imaginación. El caso del pesquero Fausto, un barco que en 1968 desapareció de forma totalmente inexplicable mientras cubría la ruta entre las islas de El Hierro y La Palma con tres pescadores y un pasajero a bordo”, añade.      

“Pese al formidable despliegue aéreo y naval que se organizó para buscar el navío, pese a que éste apareció de forma fortuita en dos ocasiones, el Fausto volvió a desaparecer en altamar de manera aún más misteriosa, en medio de los rumores de un rocambolesco secuestro o una posible huida a Venezuela en un tiempo en el que la emigración a aquel país era la salida natural a una desesperada situación de pobreza” concluye el autor, que subraya que, aunque todo ello se cuenta desde el punto de vista de las mujeres de sus cuatro tripulantes, ‘Proyecto Fausto’ “trasciende lo local al abordar temas como la espera, la esperanza o la imposibilidad de conocer la verdad sobre tantos episodios de la vida, además de, por supuesto, el amor”.
         

Para el desarrollo textual de la obra, sus responsables realizaron un amplio trabajo de investigación documental, así como entrevistas a protagonistas y testigos directos de la tragedia, hasta conformar “un espectáculo a medio camino entre el teatro, documento y el metateatro en el que conviven lo poético, lo ritual y lo descarnado”, según Tabares.